Hace unas semanas en el Colegio de Ingenieros de Telecomunicaciones de Valencia (@coitcv) estuvimos trabajando sobre la idea de nuestra eficiencia personal en nuestra gestión del tiempo.  Además, estuvimos reflexionando sobre la importancia de

«parar para salir de tu inercia»

que a mi parecer es una de las claves para empezar a gestionar bien nuestros tiempos y aumentar la sensación de que somos nosotros los dueños de nuestro tiempo y no el tiempo el que nos lleva a nosotros.

Como conclusión de una servidora y de los mismos participantes, comentamos que:

–  lo percibas así o no, tienes muchos compromisos que asumes sin darte cuenta

– podemos estar durante un tiempo más o menos largo son sensación de estrés pero que si lo mantenemos eternamente, esto pasa factura emocional y productiva

– no valen excusas: «no tengo tiempo»; cuando realmente queremos algo, sacamos el tiempo de dónde sea, con lo que ¿por qué esperar a que nos sintamos ahogados para cambiar?

– determinadas tareas que consideramos ladrones como el mail, las redes sociales, las llamadas telefónicas etc…, nos roban menos si las gestionamos con orden y un plan programado

– para gestionar bien el tiempo y la eficiencia personal, es importante que no sólo una persona, aprenda a gestionarlo. Si de tu empresa sólo han ido unas pocas personas a este tipo de formación o habéis hecho un cambio en vuestras gestiones diarias, aprovecha y entrena a los demás.

La gestión del tiempo con otros tiene mucho que ver con «entrenar a otros» en esta misma idea.

– mantente alerta sobre tu estado de vigilia profesional

– ¿a qué esperas para tomar tú las riendas?