Liderar equipos de trabajo con éxito es una necesidad urgente en las empresas, si queremos ser competitivos. Es indiferente el tamaño y el número de trabajadores. Sea un comercio, una pyme o una gran empresa.

Estamos acostumbrados a pedir a los empleados compromiso y profesionalidad. Es posible que en nuestras empresas, también se solicite. Ahora bien, ¿estamos creando interacciones que permitan que los empleados quieran proporcionarnos su mejor compromiso?. Y además, ¿estamos creando entornos y estilos de liderazgo que favorezcan que los equipos de trabajo crezcan en profesionalidad?

Liderar equipos de trabajo que sean profesionales y comprometidos requiere de una gran decisión. ¿Cuál? Tener un claro plan de acción. Ese plan de acción necesita crear nuevos hábitos que permita a las figuras directivas alinear sus estilos de liderazgo. De esta forma, transmitiremos los mismos valores. Además, aseguraremos acciones comunes para potenciar el desarrollo de los equipos de trabajo. Y lo mejor de todo, los equipos de trabajo percibirán una implicación real de los líderes, con lo que aumentará su compromiso.

¿Qué síntomas indican que se necesita mejorar en liderazgo?

Como decía antes, da igual el tipo de empresa. Hay determinados síntomas de que no se está liderando bien. Incluyo aquí ejemplos de empresas, de hostelería y producción, y comercios.

  • En el equipo directivo hay mezcla de estilos de liderazgo, paternalista, participativo o autoritario, todo en la misma empresa.
  • En la gerencia de algunas pymes hay un liderazgo orientado al excesivo control de tareas.
  • Las figuras directivas se centran en ser resolutivas, pero no en liderar.
  • No se tiene ningún seguimiento de la evolución de los empleados. Tampoco un plan de desarrollo de potencial.
  • Las figuras directivas no invierten en su gestión de emociones. De hecho, transmiten sus problemas personales a sus colaboradores.

Las consecuencias de todos estos hábitos crean un estrés considerable y mayor incertidumbre de lo que el mercado ya nos aporta. Así, encontraremos que se generan dependencias del líder. Observaremos que los estados de ánimo negativos se contagian, con lo que las conversaciones del día a día pasan del extremo del desánimo a la urgencia de las tareas. Comprobaremos que los líderes asumen la falsa creencia de que si son resolutivos están siendo buenos en su trabajo. La combinación de estilos de liderazgo que no están alineados crea grandes contradicciones dentro de la empresa, a las que los empleados no saben responder.

¿Qué hábitos de los líderes no están siendo eficaces?

Incluyendo ideas de autores como Lolly Daskal, Ron Gibori o Aaron Webber os resumo determinados comportamientos habituales, pero no eficaces, a la hora de liderar equipos de trabajo.

Hábitos a evitar:
  • Buscar a los culpables de un problema, en vez de enfocarse en la solución.
  • Hablar más que escuchar
  • Tener siempre presente el pasado.
  • Las respuestas a las sugerencias de los colaboradores empiezan siempre por la palabra NO.
  • Realizar juicios de valor, etiquetando a personas ante terceras personas.
  • No pedir disculpas.
  • Reconocer sólo los resultados, no el esfuerzo y el compromiso.
  • No tomar decisiones sobre las personas.
  • No identificar retos observables para los equipos de trabajo
Características de líderes no auténticos:
  • Usan su posición en el organigrama como criterio para convencer.
  • Son emocionalmente inconsistentes.
  • No mantienen la palabra.
  • No gestionan sus miedos los trasladan a sus colaboradores.
  • Comunican o actúan faltando al respeto.
  • Tienen favoritos en el equipo de trabajo y esto es conocido por todos.
  • Se focalizan en el corto plazo.

Sin embargo, haciendo despliegue de algunas de estas características y hábitos que sobre el papel, sabemos que no son buenos, seguimos exigiendo compromiso y profesionalidad a los equipos de trabajo. Algo está siendo incoherente, ¿no os parece?

Tanto si te has sentido identificado con algunos de los síntomas, hábitos o características mencionadas, como si no, te propongo un cambio de enfoque si estás dispuesto. Algo que sí caracteriza al buen líder es estar dispuesto a su propio cambio. ¿Lo estás?

Cómo liderar equipos de trabajo: plan de acción

El itinerario de trabajo que aquí te propongo, responde aproximadamente a los planes de acción con los que suelo trabajar con mis clientes. Son empresas y pymes que están invirtiendo en la excelencia de sus líderes para que sus equipos de trabajo sean los mejores. De esta forma, gerentes y equipos directivos están apostando por diferenciarse de la competencia invirtiendo en su mejor valor, las personas.

Como comentó un gerente con el que tengo la oportunidad de colaborar, en las sesiones de coaching de equipo que estamos trabajando: «No os creáis que somos los mejores. Somos muy buenos, pero ¿por cuanto tiempo? La competencia te copia y te mejora. Si nosotros no invertimos en seguir creando escuela, nos quedaremos atrás y seremos uno más».

¿Estás tú invirtiendo en «crear escuela»?

Veamos por dónde podemos empezar:

¿Eres responsable de liderar un equipo? Tú primero, gracias.

lider-empieza-por-uno-mismo

Crea una buena base personal de valores y aprendizajes para liderar.

Asegúrate de contar con pilares sólidos para crear tu propio estilo de liderazgo.

Todo buen profesional ganaría muchísimo si incorporara estos 7 hábitos en su agenda diaria.

Si eres líder y quieres impactar en las personas, aún lo necesitas mucho más.

¿Quieres potenciar compromiso y resultados en tu equipo? Dirige tu foco de atención a las personas

foco-en-las-personas

Compromiso, actitud, implicación y proactividad.

Todos los gerentes que conozco valoran muchísimo estas habilidades en las personas de su equipo.

Las preguntas para el equipo directivo serían:

¿os estáis comprometiendo con el equipo para que se comprometan?

¿sacáis a la luz vuestra mejor actitud para provocar esa misma actitud en el equipo?

¿el equipo percibe que os implicáis con ellos para reforzar su implicación y ayudar a sus mejoras?

¿enseñáis a vuestro equipo a ser proactivo siéndolo vosotros?

Sin grandes conversaciones no hay liderazgo que impacte e inspire.

conversaciones-lider

Dejemos a un lado la dirección de personas orientada al control de tareas para casos excepcionales.

Plantéate si eres capaz de incorporar a tu agenda de líder,

¿un plan personalizado de mejora de cada una de tus colaboradores?

¿conversaciones periódicas con tus colaboradores previamente preparadas y con un objetivo claro?

¿conversaciones para crear equipo?

¿días para la reflexión de las acciones que estás haciendo con tu equipo?

Resumiendo, para liderar equipos de trabajo, recuerda:

  • Dedica un tiempo de tu agenda a identificar si el estilo de liderazgo de tu equipo directivo necesita alinearse y mejorar
  • Identifica qué hábitos de liderazgo no están siendo eficaces y crean todo lo contrario de lo que queremos para nuestra empresa y equipos de trabajo
  • Empieza por ti y tu equipo directivo
  • Poner el foco en las personas significa tener un plan de acción tangible de intervenciones preparadas y programadas con tu equipo. No es sólo hablar de que las personas son importantes.
  • Piensa en quién fue en la persona que más te inspiró en tu vida. Seguro que tuviste o tienes conversaciones auténticas con esa persona. La pregunta es ¿tus conversaciones son auténticas e inspiran? Si la respuesta es no o no estás seguro, aprende.
¡Animo y comienza ya tu plan de acción para liderar equipos de trabajo!

Si tienes cualquier duda, conversamos  y te ayudo a ti y a tu equipo en lo que consideres. ¡Comienza con tus sesiones de coaching!

Cita previa

Fuentes:

19 annoying habits you must break to be a better leader. Llolly Daskal. 

5 signs you are not a true leader. Nicolas Cole.

These 13 things will kill Great Leadership. Llolly Daskal.

10 ways for new leaders to develope their leadeship skills. Forbes Coaching Council.

A roadmap for the new leader. Alan Derek Utley