Identificar cuáles son nuestras rutinas defensivas como líder, y cuánto y cómo afecta a nuestro equipo, es una cuestión clave a tener presente.  Recordemos que el liderazgo es una responsabilidad personal a la que nos comprometemos. Para implementar este rol adecuadamente, necesitamos aumentar el conocimiento sobre nosotros mismos.

Antes situaciones de presión, conflicto o estrés sostenido en el tiempo, cada uno de nosotros tenemos unas estrategias de afrontamiento. Algunas nos ayudan realmente, pero otras se convierten en mecanismos de defensa para poder resistir, que no resolver, la situación que estamos viviendo.

Te invito a que respondas a las preguntas, pensando en las respuestas que representen con más probabilidad tu comportamiento real, en situaciones de estrés o conflicto.  En cada bloque puedes responder más de una opción, siempre y cuando represente tu comportamiento habitual. Después utiliza las recomendaciones para valorar qué tipo de rutinas defensivas estás poniendo en marcha.

Si lo deseas puedas enviarme el resultado con la consulta que desees y podemos comentarlo bien por correo, chat, teléfono o skype. Recuerda que puedes consultar el resultado antes de enviar tu consulta, al final de esta entrada.

Líder, ¿cómo afectan tus rutinas defensivas al equipo?

Líder Emocional. Boyatzis, McKee y Johnston

Rutinas defensivas

  • Este campo es un campo de validación y debe quedar sin cambios.

Cómo trabajar los resultados

Solución.Valora tu resultado
Sintetiza. De todas las opciones que has marcado elige las 5 que consideras que son las pautas más habituales de hacer frente a la vida y al trabajo cuando estás bajo presión o estresado
Interpretación. Identifica los bloques donde has marcado la mayoría de las conductas habituales, e incluso esas 5 que has elegido como más representativas

Bloque 1= Tiendes a actuar sobre las situaciones difíciles y a interiorizar lo que sientes o te preocupa.

Bloque 2= Tiendes a eludir o evitar las situaciones difíciles y a interiorizar lo que sientes o te preocupa.

Bloque 3= Tiendes a actuar sobre las situaciones difíciles y a exteriorizar lo que sientes o te preocupa.

Bloque 4= Tiendes a eludir o evitar las situaciones difíciles y a exteriorizar lo que sientes o te preocupa.

Conclusión. Este test, no evalúa las formas de afrontamiento sanas y constructivas sólo identifica, aquellas que se convierten en rutinas defensivas, y que a largo plazo siguen manteniendo tu malestar o estrés, y te alejan de la resolución de conflictos.

Si tendemos a interiorizar los sentimientos y problemas en situaciones de presión, confiaremos cada vez con mayor frecuencia en nosotros mismos y seremos incapaces de captar la situación desde una perspectiva más amplia y externa.

Si tendemos a exteriorizar los sentimientos y los problemas, tenderemos a confiar excesivamente en los demás, y perderemos fácilmente la atención o responsabilidad de las situaciones.

Si tendemos a abordar y actuar sobre los problemas, podemos precipitarnos en la solución, olvidando más datos o más consecuencias.

Si tendemos a eludir o evitar los problemas, puede que cuando finalmente decidamos tomar una decisión sea muy tarde.

Trata de descubrir tu pauta defensiva y a comprender mejor cómo reaccionas ante situaciones de estrés o de conflicto.

Impacto en el equipo. Identifica situaciones en las que hayas reaccionado con las conductas que marcaste en el test y piensa detalladamente qué impacto tuvo en el equipo.