Cómo una de las últimas tareas de este año o como propósito para el año nuevo pero ¡¡RECUERDA!!: PROPORCIONA FEEDBACK SOBRE EL DESEMPEÑO DE TU EQUIPO.

Posibilidades:

– sea que tengamos implantado un sistema de gestión por competencias en las que evaluemos a los equipos y profesionales,  a través de su aportación a los niveles requeridos de las competencias esenciales de la empresa

– sea que tengamos cualquier otro sistema en el que evaluamos las fortalezas y oportunidades de mejora de los equipos y profesionales

– sea que hacemos una reflexión profunda del desempeño de nuestros profesionales en la que señalamos los avances que creemos que han realizado este último año y las mejoras que necesita la empresa con respecto a su potencial

De cualquiera de las formas es importante, recordar entre nuestros compromisos crear un HÁBITO DE FEEDBACK SOBRE EL DESEMPEÑO (dos/tres veces al año…podemos elegir…), porque facilita la alineación de expectativas, necesidades y compromisos entre empresa y empleados, y sobre todo, porque permite saber realmente en qué necesitamos mejorar…como profesional, como equipo, como empresa.

Es importante además que comuniquemos eficazmente la puesta en marcha de este sistema de feedback de desempeño, teniendo en cuenta que:

La información de feedback sobre el desempeño y resultados (objetivos conseguidos; si trabajamos también con ellos) necesita cumplir también con una serie de requisitos para que esta situación consiga su objetivo: la mejora competencial y profesional de los empleados. Algunos de estos requisitos son:

El momento de dar feedback, sino se ha tenido el hábito de hacerlo periódicamente, puede ser incómodo para ambas partes. No obstante, mostrando una actitud de respeto, tacto y de comunicación colaboradora para una mejora mutua, se pueden incrementar mucho los beneficios de esta acción.

Así pues, te animo a que lo pongas en marcha como ¡¡tarea pendiente en estos días o bien como compromiso del 2012!! Pero recuerda:

¿HACES DEL FEEDBACK DE DESEMPEÑO UN HÁBITO CONSTRUCTIVO EN TU ORGANIZACIÓN?