6 reflexiones para cuidar tu salud emocional. Sí, creo que sobre todo en esta etapa de vacaciones y descanso, te lo mereces. Sería bueno que este hábito de reflexionar sobre ti mismo, lo tuvieras siempre, no sólo en etapas de descanso. No obstante, si aprovechas estas fechas de desconexión para iniciar estos nuevos hábitos, bienvenido sea.

En esta ocasión seleccionaré 6 de las ideas que más han sido compartidas y leídas en los últimos meses. Creo que pueden aportarte una guía para la reflexión personal con la que puedes conseguir:

  • Impulsar tu fuerza de voluntad cuando caemos en el «no puedo»
  • Ser mejor con una serie de preguntas valiosas
  • Mejorar la confianza que proporcionan tus conversaciones
  • Abandonar las estrategias que utilizas para no sentirte bien
  • Replantearte tus creencias en situaciones de crítica
  • Blindarte contra las personas tóxicas

6 reflexiones para cuidar tu salud emocional

salud emocional 1

De verdad, el «no puedo» es «desmontable». No quiero ni siquiera desmontártelo yo, has de ser tú, pero hazlo bien. Te propongo:
TAREA 1
  • Procura regular la emoción que te genera esa situación difícil y siendo honesto contigo mismo procura analizar la situación objetivamente.
  • Revisa cómo trabajar las 2 valiosas preguntas para acabar con el no puedo: Accede al artículo aquí

salud emocional 2

Lo más importante de ser mejor persona y mejor profesional, es que cuando pasen unos años, tú te sientas satisfecho contigo mismo sobre las decisiones que tomaste. Te propongo:
TAREA 1
  • Dedicarte un tiempo tranquilo para pensar sobre ti con cariño e ilusión.
  • Revisa cómo trabajar sobre las 7 preguntas que te harán ser mejor: Accede al artículo aquí

salud emocional 3

Nuestras conversaciones son el medio que tenemos para interactuar, creando satisfacción propia y satisfacción en la relación con los demás. Te propongo:
TAREA 1
  • Atrévete a mirarte con otros ojos y a decicar una reflexión tranquila sobre el impacto que tienes en los demás mediante tus conversaciones.
  • Revisa cómo trabajar sobre Por qué tus conversaciones no generan confianza: Accede al artículo aquí

salud emocional 4

No son los demás o las situaciones que vives, lo que provoca tus emociones, sino cómo las vives. Te propongo:
TAREA 1
  • Asume durante un rato que realmente tienes diversas posibilidades de acción para sentirte bien e identifica lo que haces habitualmente para boicotearte.
  • Revisa cómo trabajar sobre las 7 estrategias que utilizas para no sentirte bien: Accede al artículo aquí

salud emocional 5

Las críticas son fuente primordial de aprendizaje. Estoy de acuerdo contigo en que se reciben distintos tipos de críticas y que algunas son muy difíciles de asumir, sobre todo por las formas. No osbtante, te propongo:
TAREA 1
  • Date permiso durante un rato para admitir que la verdadera cuestión no es si tenemos razón o no en situaciones de crítica. Reflexiona sobre el verdadero siginificado y motivos de una persona para realizar críticas.
  • Revisa cómo trabajar sobre si ¿tienes razón cuando reaccionas a las críticas?: Accede al artículo aquí

salud emocional 6

La principal solución para resolver de manera más saludable tu relación con las personas tóxicas, está en ti. Sé que puede parecer duro, pero es así.  Te propongo:
TAREA 1
  • Pensar durante un rato sobre la otra parte, «la parte tóxica» y luego sobre tus actuaciones. Sé comprensivo en amas.
  • Revisa cómo trabajar sobre Cómo blindarte contra las personas tóxicas: Accede al artículo aquí

 ¿Cuidarás tu salud emocional?

Hazlo, por favor, te lo agradecerás en los próximos meses.

¡Espero que tengas un estupendo verano!

Aprovecho, como siempre, con mi permiso y el vuestro 😉 para cuidarme yo también y dedicarme unas semanas a descansar, a desconectar, a renovar mis energías y a invertir en todo aquello que se me pase por la cabeza que me haga sentir bien 🙂

Te agradezco muchísimo tu paso por mi «casa» y tu acompañamiento durante estos meses pasados. En estas fechas, desconecta tú también. Te deseo un feliz y saludable verano.

Recuerda, cuídate mucho y nos vemos en septiembre. Un abrazo 🙂