¡¡Bienvenidos de nuevo!! 🙂

El que más y el que menos está volviendo de sus vacaciones o ha vuelto ya…incluso algunos empiezan ahora.

Para los que empiezan ahora les deseo que tengan unos días muy felices y a los que ya volvemos…les deseo que vuelvan con la misma energía, alegría e ilusión con la que seguro han disfrutado estos días, para mantener este estado de bienestar. Adelante, tienes un camino a tu disposición para encontrar y provocar multitud de oportunidades.

Es momento de volver poco a poco pero sin pausa a las actividades profesionales y diarias que también nos proporcionan satisfacción y retos. Ahora bien, en caso de que nos esté costando, os recomiendo:

– si tu vuelta al trabajo requiere que cumplas unos horarios y fechas determinadas, procura unos días antes volver con tiempo a tu hogar e ir acostumbrando nuestra mente y corazón a visualizar con perspectiva positiva lo que en breves días vas a empezar

– Si es posible, empieza gradualmente a asumir tareas profesionales y demás responsabilidades poco a poco

– En cualquier caso, provoca, siempre, pero sobre todo al principio, mantener un espacio y tiempo en el que continúen esas actividades que has realizado en tus vacaciones: un tiempo para ti, para los amigos, para disfrutar…

– Si te llevaste la maleta de vacaciones con todo lo que vimos, es momento de repasar tus reflexiones e ideas y visualizar como te gustaría llevarlas a cabo y qué necesitas

– La vuelta de vacaciones puede provocar cambios en tu estado de ánimo y en las relaciones con los más cercanos; tenlo en cuenta y se comprensivo con todos y contigo mismo. Nuestro cerebro necesita adecuarse poco a poco a unos estímulos distintos

– ¿has tomado alguna decisión o ha habido un cambio este verano? prepárate, prepárate y canaliza las nuevas perspectivas positivas hacia el logro

– Recuerda que tu inteligencia emocional es muy importante para evitar nuevamente la indefensión aprendida que se puede generar por las dificultades de cada uno en su entorno laboral.

– No dudes en seguir compartiendo, solicitando ayuda y generar nuevos contactos profesionales y personales que te hagan crecer en todos los sentidos

– En cuanto estés preparado, ve poco a poco, reflexionando como quieres que sea este nuevo comienzo: qué quieres que ocurra y qué no quieres que ocurra y recuerda ¡ponte manos a la obra!

Evita el estrés organizando prioridades: empieza por lo que menos te cueste y te genere satisfacción, seguidamente organiza aquellas tareas o proyectos que requieren una mayor concentración o esfuerzo y termina con temas que requieran poca atención. (recuerda que nuestra curva de atención en un tiempo determinado empieza progresivamente en forma de U invertida, date tiempo y espacio)

– Es tiempo también de agradecer y reconocer cualquier aspecto positivo que te haya ocurrido o que echas de menos. En mi caso agradezco que por estas fechas, hace un año que comencé este blog, y me siento orgullosa de todas las visitas en interacciones que genera. Seguiré trabajando para que nuestras interacciones puedan ser provechosas

RECUERDA TU CAMINO SÓLO LO PUEDES REALIZAR TÚ

PUEDES PROVOCAR TODO AQUELLO QUE TE QUIERAS PLANTEARTE

RECUERDA TAMBIÉN QUE HABRÁ SORPRESAS, ESTATE PREPARADO

DE LAS SORPRESAS APRENDEMOS

¿ESTÁS DISPUESTO A SEGUIR CRECIENDO Y DISFRUTAR DE TU CAMINO CON LA MEJOR VERSIÓN DE TI MISMO?