Cómo mejorar tu capacidad de concentración

Mejorar la capacidad de concentración se ha vuelto hoy más imprescindible que nunca. Debido a la velocidad de la vida y el trabajo, y numerosos distractores que tenemos alrededor, mantener una buena concentración cuando trabajas o estudias es crucial. En el caso contrario de no cuidar y preservar nuestro nivel de concentración, podemos experimentar cansancio adicional y gratuito, irritabilidad, desánimo y frustración.

La capacidad de concentración es la habilidad de poner el foco única y exclusivamente en una tarea en la que queremos conseguir un resultado. Muchas personas se han acostumbrado a realizar “multitarea”. Y la verdad es que no funciona. Los psicólogos sabemos desde hace mucho tiempo, que la concentración en diversas tareas a la vez no es posible. Siempre se presta un nivel menor de atención a todas las cosas que estás intentando hacer a la vez. Con lo que, surgen mayores probabilidades de cometer errores.

De hecho nuestra capacidad de ser eficientes mejora cuando agrupas tareas del mismo tipo, evitas sucesivos cambios de tarea en un mismo periodo de tiempo… Sobre todo cuando son tareas que requieren distinto tipo de ejecución y procesamiento mental. Es decir, no puedes concentrarte para hacer un informe (de calidad) y estar al mismo tiempo, respondiendo correos, y contestando en algún chat.

Qué factores ayudan a mejorar tu capacidad de concentración

  • Nuestra capacidad de concentración funciona de manera óptima en periodos aproximadamente de 1,5h. Y tiene un funcionamiento de U invertida. Empieza a aumentar hasta que obtiene su punto máximo y luego empieza a descender.
  • Para restablecer de nuevo otro periodo de concentración necesitamos “reiniciar como los ordenadores”. Por eso es muy importante tener cada 1,5h, un descanso de unos 15 minutos aproximadamente.
  • Hay personas que se concentran más a primeras horas del día y otras más hacia las primeras horas de la tarde (alondra /buho). No siempre podemos elegir los horarios de trabajo o estudio, pero sí podemos elegir realizar las tareas que requieren mayor concentración en esas horas que son mejor para cada uno.
  • Mantener un buen sueño de 8h por supuesto ayuda a que el cerebro se restaure y elimine la “basura” acumulada del día a día. Intenta al menos no dormir menos de 6h.
  • Las siestas también ayudan, siempre y cuando se realicen en torno a unos 20 minutos, no más. En caso de que no sea posible realizar siestas, procura después de comer no hacer nada durante un rato. Por supuesto no comer con el ordenador delante y/o ponerte a trabajar con el último bocado en la boca. 

Qué hacer con los distractores para mejorar tu capacidad de concentración

  • Tanto si estudias como trabajas acuerda ratos/horas en las que no estés para nadie (a menos que haya un incendio😉). Durante esa hora/s pon el foco en tareas que requieran mayor esfuerzo y concentración.
  • Agrupa las tareas similares de menor atención o más ejecutivas, como correos, actividades, etc., en fracciones de tiempo durante el día en momentos posteriores a tareas de mayor concentración.
  • El uso de móviles, redes sociales y demás debe estar restringido a ratos pre-programados en los que solo hagas eso. Nada de descansar la mente, mirando redes sociales. La mente no descansa nada con las redes sociales, todo lo contrario. Si es necesario, bloquea notificaciones o lleva el móvil a otro sitio de difícil acceso.
  • El uso y consulta de correos puede realizarse cada ciertos periodos de tiempo, sobre todo en el trabajo. Cada hora y media se puede usar/consultar el mail para no estar constantemente interrumpid@ por la llegada de notificaciones. No te preocupes, si es algo urgente la gente llama.
  • Si se usa el correo para tareas de trabajo que den responderse al instante, quizá puedas plantearte usar otro medio de comunicación con el cliente. 
  • Si teletrabajas o estudias en casa, las tareas del hogar, no son relajantes, y distraen, incluso “enganchan” porque ya que estás aquí, hago esto también. Así que designa un tiempo para hacerlo fuera del horario de trabajo o estudio. Nada de aprovechar en los descansos. En los descansos, se descansa. 

Qué hacer con las interrupciones de los demás para mejorar tu capacidad de concentración

  • Tus compañeros suelen interrumpir por dos motivos, porque los atiendes siempre que lo piden y/o porque no saben cuando te “van a pillar libre”, así que aprovecho ahora que te veo.
  • Acostumbra a los demás a agrupar sus consultas y reuniros entre 5-15 minutos con la frecuencia necesaria para que todos podáis seguir trabajando. Dejemos lo urgente para cuando no hay más remedio. 
  • Aprende a decir, cuándo Sí los atenderás, en vez del momento exacto en que te lo piden si tú necesitas concentración. 
  • Mantén una conversación para reorganizar con aquellas personas que estás viendo que muestran una actitud dependiente hacia ti. Es decir, no mueven ficha si tú no les das el ok para algo. Ayuda a que desarrollen su propia autonomía. Marca, para tranquilidad de todos, un seguimiento periódico. 
  • Tengamos sentido común, si se envía un correo común a varias personas, pero la respuesta solo la necesita el emisor del correo, evita poner en copia a todos con tu correo de respuesta. Responde solo al emisor.
  • En caso de que todos necesitemos ver la respuesta de todos, a lo mejor, el correo no es la mejor manera de comunicarse.

¿Y TÚ, POR DÓNDE VAS A EMPEZAR A TOMAR DESCISIONES PARA MEJORAR TU CAPACIDAD DE CONCENTRACIÓN? 

Te recomiendo: 12 formas de no ser productivo y perder el tiempo

Puede interesarte...

Cómo vivir sin calma interior

¿Cómo vivir sin calma interior?. ¿Sabrías responderme a esta pregunta? 🙋‍♀️. La mayor parte de las personas con las que trabajo en las sesiones de coaching, y comunican su alto nivel de ansiedad, no tienen calma. Podría decir, a modo de resumen, que no eligen la calma entre sus prioridades. Es posible que te contraríe […] Seguir leyendo

Antes de tus propósitos para este año

Bienvenidos a este 2024. Mis mejores deseos para ti 😉. Inundados en estas fechas por la urgencia de hacer nuevos propósitos, ¿te sientes así?. Me he quedado pensando…, que, igual antes de hacer nuevos propósitos para este año, estaría bien una pequeña/gran tarea. Y es revisar apreciativamente a dónde has llegado con las habilidades que […] Seguir leyendo

Proporcionar así el feedback es bastante inútil

¿Qué tal la práctica de proporcionar feedback en tu empresa?. ¿Es útil?. ¿Realmente está siendo útil para que ese profesional alcance el éxito en sus responsabilidades?. Ojalá que sí. Hoy me gustaría llamar la atención sobre esta práctica. Muy necesaria pero generadora de reacciones emocionales no muy productivas para el objetivo que persigue. En mis […] Seguir leyendo